El Gobierno encabezó mesa de trabajo con el gremio y empresa de transporte en Bariloche

Con el objetivo de dar continuidad a la mesa de diálogo social tripartito, la Secretaría de Estado de Trabajo convocó a una nueva mesa de trabajo al gremio Unión Tranviarios Automotor (UTA), la empresa Mi Bus y al municipio de Bariloche.

El titular de Trabajo, Lucas Pica, afirmó que el encuentro consistió en “darle continuidad a una mesa de diálogo permanente, que hemos instaurado en la delegación de Bariloche por esta situación tan compleja”. Esto en el marco de las dificultades que atraviesa el transporte urbano público de pasajeros en la ciudad lacustre.

Pica remarcó que “a partir de la decisión del Gobierno Nacional de realizar la quita de subsidio esto tuvo un gran impacto” y agregó que “allí salió la Provincia haciendo un aporte mensual y también el Municipio”.

Por otra parte, el titular de la cartera laboral sostuvo que “la última decisión que hemos tomado como Gobierno fue adelantar este subsidio mensual, que nosotros otorgamos como sostenimiento del transporte público de pasajeros de Bariloche”.

Además, Pica añadió que “la idea de la reunión fue profundizar el espacio de diálogo, para ver cómo puede cancelar la empresa lo que debe a los trabajadores y poder generar, soluciones a corto y mediano plazo para una situación y un servicio tan importante como es el transporte público de pasajeros”.

Por último, el funcionario remarcó que “la situación es muy compleja y difícil, pero este es un ejemplo de que estas mesas de diálogo, son las que tienen que imperar en tiempos de crisis, y en situaciones tan criticas”.

En la mesa de diálogo que se llevó a cabo en la Delegación Zonal de Trabajo participaron el gremio UTA Seccional Bariloche; representantes de la empresa Mi Bus; y el intendente de la ciudad, Gustavo Genusso, monitoreando la situación.